Blog_CubaSigueLaMarcha

Blog_CubaSigueLaMarcha

martes, 11 de noviembre de 2014

Unos 28 millones de latinoamericanos viven fuera de sus países

Según la Cepal Argentina, Venezuela, Costa Rica y República Dominicana concentran el mayor número de migrantes.
La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), indicó este martes que al menos 28,5 millones de latinoamericanos y caribeños residen actualmente fuera de sus países.
El total de emigrantes latinoamericanos y caribeños suman un cuatro por ciento de la población regional. Unos 11,8 millones, equivalente a un 40 por ciento, son de México, seguido de Colombia, con 2 millones, y El Salvador, con 1,3 millones.
Estados Unidos ocupa el primer lugar como país de destino de inmigrantes latinoamericanos, con 20,8 millones de personas, equivalentes a un 70 por ciento del total, incluyendo a casi la totalidad de los cerca de 12 millones de mexicanos que viven fuera de su país. Le sigue España, con 2,4 millones de emigrantes latinoamericanos (ocho por ciento del total).
La cifra total de la región supera a los 26 millones de emigrantes contabilizados en 2000, de acuerdo al documento “Tendencias y patrones de la migración latinoamericana y caribeña”, publicado este martes por la Cepal, organismo técnico de Naciones Unidas con sede en Santiago, capital de Chile.
Por su parte, la población inmigrante en América Latina y el Caribe se estima en 7,6 millones de personas, equivalente a 1,1 por ciento del total de la región.
“El estudio destacó que los flujos migratorios intrarregionales aumentaron a un ritmo anual de cerca de 3,5 por ciento entre 2000 y 2010, lo que muestra una tendencia a la aceleración respecto a los 20 años anteriores, cuando creció a tasas en torno a 1 por ciento”, dijo la Cepal. (Lea Desempleo en América Latina y el Caribe podría caer a 6,0 por ...
El documento señaló, además, que la inmigración de ultramar, especialmente de españoles, se habría intensificado durante los últimos años a causa de la crisis económica mundial, pero “su nivel sigue contrastando con la elevada emigración de latinoamericanos y caribeños a Europa”.