Blog_CubaSigueLaMarcha

Blog_CubaSigueLaMarcha

viernes, 24 de abril de 2015

Yoani Sánchez dicta cátedra de bobería en Chile

Yoani Sánchez dicta cátedra de bobería en Chile

Norelys Morales Aguilera.– La nueva rica que pasa por disidente cubana, Yoani Sánchez, ha dicho que las negociaciones que llevan adelante Estados Unidos y Cuba para restablecer sus relaciones diplomáticas representan una “profunda derrota” para el gobierno cubano, según la agencia Afp desde Chile. 
Invitada por la universidad privada Adlfo Ibáñez, una de las más caras del país austral, la “disenturista”, que sigue en plan de “capacitación”por “personas anónimas”, continuó: “Cincuenta y seis años bregando en contra y al final se han tenido que sentar a negociar con el enemigo”.
Eso “me parece una profunda derrota para el gobierno”, agregó en una rueda de prensa ofrecida antes de dictar una charla ante unos 500 estudiantes de dicha casa de estudios, que son de los ricos a quienes importa un comino que por allá se lucre con la educación, y no son parte de las emblemáticas protestas estudiantiles de los últimos años.
Pero, vea el giro manipulativo que da la “experta”: “los cubanos no tenemos más comida sobre el plato o más dinero en el bolsillo ni más libertades en nuestras calles, pero creo que tenemos más esperanza”, afirmó.Poner fin a años de hostilidades con Estados Unidos “va a hacer que el protagonismo lo alcance el verdadero conflicto que tenemos, que es el conflicto entre el pueblo cubano y el gobierno cubano”, agregó.
Sin dudas, con tal afirmación la tenemos de lleno en la ideología de la intolerancia, que por ambiciones abyectas, consideran pueblo cubano a los que pagados, solo tienen como fin derribar al gobierno para imponer el capitalismo “sui géneris” para Cuba, del cual ella se presenta como experta.
No vale la pena la argumentación que corresponde, que Yoani Sánchez siga con sus boberías que buen dinero le ha dado, pero lo que sí importa es que la Doña repite las muletillas que necesita la derecha internacional.
Un dato lo ilustra. Sánchez junto al terroristas prófugo de la justicia cubana y agente de la CIA, Carlos Alberto Montaner, como escribano, forma parte de la “Fundación Internacionalismo Democrático Álvaro Uribe Vélez (FEUDAIV)” entre cuyos objetivos está crear una red continental de líderes juveniles demócratas del continente. [Ver]
Esta fundación fue creada en Washington en 2011, con el propósito de promover y defender los valores de la “democracia” y de la “libertad” en el ámbito continental y de hacer frente a los “proyectos autoritarios” y “populistas” establecidos en algunas naciones de Latinoamérica.
Para eso necesitan a la supuesta luchadora cubana y que, ilumine a los estudiantes ricos de Chile, como “periodista y directora” de un mentimedio, auspiciado por redes anónimas también.
Es llamativo que en la situación de catástrofe climática que vive Chile el cable de AFP que daba cuenta de las declaraciones de Yoani Sánchez no incluyese un mensaje de solidaridad y aliento para ese pueblo.
Sencillamente, no le importa, y sí, que la mandataria chilena no la recibiera. Pecado contra la nueva rica “made in USA”.
“La agenda de la presidenta Bachelet está muy apretada, no hay espacio en la agenda para mí, pero lo importante es estar con mis colegas y ciudadanos”, dijo Sánchez con su habitual hipocresía, que en Cuba se le llama picuencia a esa ironía desentonada.
Pero, Mónica Salas, presidenta de la Federación de Estudiantes de las Universidad Adolfo Ibáñez, como quedó dicho de ricos, dijo por Yoani Sánchez: “Nos parece preocupante lo que ha hecho Michelle Bachelet de soslayar a ciertas personas que defienden banderas que ella hoy día no abraza por estar con el Partido Comunista gobernando”.
No hace falta comentario, ni hablo del ex presidente Sebastián Piñera porque apesta.

================================


Carta para Yoani Sánchez

ESCRITO POR RICARDO CANDIA CARES
Señora
Yoani Sánchez
En alguna parte de Chile
Presente
Aprovecho su visita en Chile para recordarle que usted es “una bloguera que vive su vida tranquila, que en Cuba nadie conoce y nadie hostiga, que no es amenazada, encarcelada, silenciada, que no tiene problemas para entrar y salir de su país”.
Como sabrá, esto que acabo de afirmar no es de mi creación sino una afirmación nada menos que de su traductor italiano, Gordiano Lupi, que de comunista o pro cubano no tiene nada, y que, hastiado de trabajar para usted debió darse “cuenta de que he tratado con una persona que le da la máxima prioridad a intereses para nada idealistas”.
Es que es usted una persona que ha hecho de la mentira una manera de dar su opinión política. A usted no le gusta el régimen cubano, detesta a sus líderes, la economía de la isla sus sinsabores y carencias.
Y está usted en su legítimo derecho. Como también es legítimo que usted gane su dinero mediante el uso de esa definición suya, de su interés porque en la isla haya un cambio tan drástico que ni queden vestigios del socialismo que han intentado los dirigentes de la revolución.
Incluso, es legítimo que en sus travesías por el mundo elija reunirse con sujetos de la calaña de los que se reúne en Chile. Todos o casi todos acusados de escandalosas conductas que traen al país en una crisis de corrupción de incalculables alcances. Lo peor de Chile, Yoani
La ultra derecha nacional y usted tienen intereses comunes: el capitalismo, el anticomunismo, que en Chile costó más de tres mil víctimas, y, por sobre todo, un amor sublime por el dinero.
Usted es una persona joven y que goza de una prebenda que no tienen, como usted dice, los once millones de cubanos presos en la isla. Entonces, o usted es una agente del servicio secreto cubano o en la isla se pueda entrar a salir a discreción tal como usted lo hace.
Porque, ¿en qué quedamos? ¿Son o no prisioneros los cubanos si usted, que es una más de ellos, se pasea por el mundo y vuelve a la isla y, cosa curiosa, no le pasa nada?
Si usted hubiera nacido en Chile y con el mismo ímpetu libertario que trasciende de sus declaraciones y textos, y de haber sido, digamos por ejemplo, una mujer mapuche, usted Yoani, estaría presa, habría sido objeto de malos tratos, golpizas y torturas; habría sido su casa allanada y baleada, y con certeza, habría sido objeto de montajes policiales y judiciales y purgado largos años en prisión en su afán libertario. El mismo que hace efectivo en Cuba, habría que agregar, sin que le pase nada.
Usted por donde pasa deja la impresión que lo suyo es el dinero. El simple y atractivo dinero. Que sus cruzadas por el mundo libre no buscan sino aparecer como la más absoluta y decidida enemiga del comunismo para después pasar el platillo para su causa que, cosa curiosa, no trae a nadie detrás.
Yoani, quizás debería saber que desde Chile a Cuba viajan decenas de miles de personas al año, a quienes puede o no gustarle la revolución. Pero ninguno en su sano juicio podría volver diciendo lo que usted dice respecto de once millones de cubanos presos.
Se ven dificultades, escaseces, problemas, burocracia, pobreza y una sensación de que faltan muchas cosas, algunas que para nosotros son de uso tan corriente que no nos damos cuenta siquiera de su existencia, salvo cuando las pensamos.
Lo raro es que usted es una de las privilegiadas que no sufre nada de eso. Lo suyo, su vida, sus gastos, necesidades, viajes y negocios, al parecer son mucho más fluidos que el resto de sus compatriotas.
No, Yoani, su anticomunismo pierde legitimidad como idea, al momento de haberlo transformado en otro bisne más de la cubanía más profunda.
Pero debería tomarse las cosas con calma. No vaya ser que en una de esas la revolución cae, y le sigue un capitalismo como el mejor de los que haya siquiera soñado.
¿De qué va a vivir entonces, Yoani, si se le acaba el negocio de despotricar contra los Castro, los CDR, el arroz con gorgojos, los muros descascarados, los agentes de la seguridad, el comunismo inhumano?
Con certeza, junto con la estruendosa caída de la revolución, se le caería también su fuente de ingresos.
Y con la misma certeza le advierto que aquellos que ahora la reciben, adulan, financian premian y motivan, la van a dejar sola, con un curriculum vitae en sus manos buscando trabajo en cualquier cosa, porque ya no les será útil.
Entonces va a tener que echar mano a sus sólidos ahorros que el comunismo. Oh! paradoja, tuvo por ventura asegurarle para su vejez y la de los suyos.
( Tomado de El Clarín )
Acerca de Cubanito en Cuba
Cubano residente en La Habana Cuba. La verdad por delante de todo.